Jardinería, flores, jardín y plantas

jabón con grasa animal




Inicio InfoJardin > Foro > Subforos: Jardinería general - Plagas y enfermedades - Bricolaje jardín y plantas - Identificación de plantas - Diseño de jardines y paisajismo - Diseño de terrazas, balcones y patios - Jardinería ecológica - Naturaleza, flora autóctona y setas - Insectos, entomología y caracoles - Planta de interior - Hoya - Violeta africana - Helechos - Bromelias - Arbustos y trepadoras - Hibiscus - Hortensia - Camelia - Gardenia - Azalea y rododendro - Flores vivaces, perennes y anuales - Geranios - Bulbosas - Árboles ornamentales - Árbol frutal - Hortalizas en huerto y macetas - Tomates - Horticultura por regiones - Hierbas aromáticas y plantas medicinales - Cactus - Cactus epífitos - Suculentas - Fotos de suculentas - Orquídea - Fotos de orquídeas - Phalaenopsis - Cattleya - Cymbidium - Dendrobium - Lista de orquídeas - Bricolaje en cultivo de orquídeas - Bonsáis - Rosas - Césped - Palmeras y cicas - Plantas carnívoras - Estanques y plantas acuáticas - Fuchsias - Foro de compras jardinería - Mercadillo: compra venta jardinería - Ofertas y demandas empleo en jardinería - Intercambio de semillas, esquejes y plantas - Foro de mascotas - Adopciones de perros y gatos - Agapornis y ninfas - Begonias - Cultivo hortalizas en macetas y recipientes (Macetohuertos) - Oncidium


x_______x
09/09/07, 22:56:29
Buenas.
Después de leer todo lo referente a la elaboración de jabones me queda una duda. ¿Se puede utilizar grasa animal en vez de aceite?. Algo me suena a mí que mi abuela (que hacía un jabón fabuloso) utilizaba los restos de la grasa de la matanza del cerdo. Y si se puede utilizar la del cerdo ¿puede servir la de pollo?.
Seguro que hay alguna abuela por el foro que me puede sacar de dudas.
Saludos

Kira
09/09/07, 23:20:26
Hola


Pues yo no soy abuela, pero ... he oido a mi padre decir que efectivamente, usaban la de la matanza o incluso la de cualquier otro animal para hacer jabón.

Creo que puedes usar la grasa que quieras, lo único es que a lomejor varía un poco la cantidad de sosa.

Saludos

x_______x
09/09/07, 23:39:37
Buenas.
Gracias Kira y Unamás por vuestras respuestas.
Lo de la grasa de pollo, para mí es fácil de obtener, además son pollos eco. Haré la prueba el mes que viene. Si sale bien, puedo elaborarlo a toneladas y ahorrarme el gasto de jabones bio (carísimos) que tenemos en casa. Tomo nota de lo que me apunta Kira y probaré con distintas proporciones de sosa a ver si doy con la ideal.
Gracias y un saludo.

Javier
10/09/07, 20:20:57
Hola.

Didiana, no soy abuela, pero si te sirve soy abuelo.

Hace unos años hice un curso de plantas medicinales y aprendí a hacer jabón. Así que copio los apuntes. En ellos viene una tabla de saponización. Siento que no venga el coeficiente de saponización de la grasa de pollo.

JABONES

En general, un jabón es la sal sódica o potásica de un ácido graso. Los ácidos grasos son productos que se encuentran formando parte de las grasas animales, de los aceites vegetales y de las ceras, pero en todos ellos se encuentran unidos a la glicerina, por lo que para que podamos formar un jabón es preciso romper esa unión. A la operación de romper esa unión se llama saponificación del aceite o de la grasa, y como productos saponificantes se emplean el hidróxido de sodio o el de potasio.

Jabones duros y blandos.

Cuando se utilizan grasas animales o algunos aceites vegetales de punto de fusión elevado, como el aceite de coco, al saponificarlos se obtiene jabones duros, que se pueden utilizar en forma de pastillas. A partir de aceites vegetales de bajo punto de fusión, como el girasol, se obtienen jabones blandos, que se pueden utilizar en forma de cremas.

Con la misma grasa o aceite con hidróxido sódico se obtienen jabones más duros que con hidróxido potásico.

Manejo de la sosa y la potasa.

Tanto la sosa como la potasa son productos corrosivos, por lo que conviene manejarlos con guantes. Al disolverlos en agua se desprende mucho calor, por lo que nunca se disuelven en agua caliente, siempre en agua fría. Dependiendo de la cantidad de agua y de sosa, sobre todo, que queramos disolver, puede llegar a hervir el agua y salpicar, por lo que conviene utilizar gafas.

Fabricación de jabón

Aceite vegetal o grasa animal.
Sosa o potasa.
Agua. La cantidad de agua necesaria es entre un 30 y un 40% del peso del aceite o de la grasa.
Perfume al gusto de cada cual.
Otros aditivos. Talco, ácido cítrico, …

El método general consiste en disolver la sosa o la potasa en el agua necesaria y posteriormente se añade en caliente esa solución despacio sobre la grasa y agitando despacio para que se vaya mezclando bien. Se mantiene toda la mezcla a fuego lento o baño maría (60º-70º) durante dos horas agitando despacio. Si estamos haciendo jabón en pastilla se vierte la mezcla sobre un molde, se le da la forma que queramos y se deja enfriar y secar.

A la hora de fabricar un jabón no es indispensable usar una sola clase de aceite o grasa. Se pueden usar mezclas de aceites en las proporciones que queramos y para saponificar también se puede usar una mezcla de sosa y potasa.

Tabla de saponificación

Nos indica la cantidad de sosa que necesitamos para saponificar totalmente una grasa o un aceite, ya que esa cantidad no es la misma para todos los aceites.

Tipo de grasa coeficiente
Grasa de cabra 0,138
Lanolina 0,075
Manteca de cerdo 0,139
Sebo 0,140
Aceite de castor 0,129
aceite de coco 0,184
aceite de maíz 0,136
Aceite de algodón 0,138
Aceite de oliva 0,136
aceite de palma 0,142
Aceite de avellana 0,136
aceite de soja 0,136
aceite de girasol 0,137

Supongamos que queremos saponificar con sosa 400 gramos de aceite de coco. Para saber la cantidad de sosa que necesitamos multiplicamos la cantidad de aceite por el coeficiente del aceite de coco, que es 0,184 y nos resulta:
400 x 0,184 = 73,6 gramos de sosa.

Cuando queremos utilizar potasa el valor que resulta para la sosa se debe multiplicar por 1,4.

En el caso anterior, saponificando con potasa en lugar de sosa, necesitaríamos:

400 x 0,184 x 1,4 = 103,04 gramos de potasa.

Jabón de arcilla y lavanda

Para regular el equilibrio de la piel, especialmente en pieles con acné y granitos.

Ingredientes:
3 kg de aceite de coco.
1 kg de aceite de oliva.
0,688 kg de sosa cáustica (ver tabla)
1,600 gramos de agua.
0,400 kg de caolín
30 cc de aceite esencial de lavanda.


Precauciones:
Han de utilizarse recipientes que no sean de aluminio.

Para manejar la sosa conviene utilizar guantes. En caso de contacto aclarar con agua abundante y aplicar una pomada de saúco o caléndula. Añadir la sosa en un lugar ventilado, por los vapores que desprende.


Elaboración:

En una cazuela poner a licuar el aceite de coco a baño maría, ya que viene sólido. Una vez licuado poner en una cazuela el aceite de coco con el de oliva.

En otra cazuela poner el agua a la que añadiremos la sosa. Esta reacciona produciendo calor y, una vez que esté deshecha y aún caliente, se añade el agua con sosa al aceite y comenzamos a remover con una cuchara de madera. Cuando va tomando consistencia se va añadiendo el caolín y finalmente, cuando ya está cuajado, el aceite esencial de lavanda. Durante el proceso debemos mantener el preparado entre 55º y 70º C de temperatura. Una vez cuajado se pone en un molde, forrado con papel sulfurizado y, se deja secar hasta que endurezca. Después se trocea y se envuelve.




Jabón de miel.

Es muy nutritivo, especialmente para pieles secas.

Se prepara igual que el de arcilla, pero en lugar de caolín añadimos 400 gramos de miel que no esté dura ni demasiado caliente. Podemos añadir diferentes aceites esenciales según las propiedades medicinales y el aroma que busquemos.


Jabón de avena.

Especial para pieles muy sensibles y con problemas de irritaciones, alergias, dermatitis, etc. ….
Se prepara igual que el de arcilla, sustituyendo ésta por 400 gramos de avena, molida recientemente.


Jabón de trozo.

Ingredientes.
3 kg de grasa o aceite usado.
1,2 litros de agua.
0,5 kg de sosa cáustica.



Añadir la sosa al agua, nunca al revés, y una vez deshecha verterla sobre el aceite o la grasa y comenzar a remover. Se puede hacer en frío o en caliente. Cuando se ve el fondo de la cazuela al remover ya se puede verter en el molde.


Los jabones pueden cortarse como las mayonesas. En caso de que esto ocurra hay que continuar removiendo hasta que vuelva a ligar. No pasa nada por dejarlo en la cazuela y seguir al día siguiente. A veces con una batidora se acelera el proceso, pero liga mejor manualmente. El tiempo de secado es variable dependiendo de la humedad y la temperatura.


Jabón líquido.

Ingredientes:

2 litros de aceite de girasol.
0,7 litros de agua.
0,475 kg de potasa al 85%
40 cc de aceite esencial de geranio.


Elaboración: Se disuelve la potasa en agua. Se vierte en el aceite y se mantiene 2 horas a 60-70º C para conseguir la saponificación. Al día siguiente se añaden los 4 kg de glicerina y el aceite esencial (a temperatura ambiente) y se mezcla con batidora.


Espero que sea de utilidad.


Saludos. Javier

x_______x
10/09/07, 21:54:12
Gracias Javier.
Va bien tener abuel@s en el foro. Casi siempre son los que más saben. Se podría decir que son profes porque menuda lección jabonera nos acabas de dar. Seguiré tu tremenda parrafada (que habrás gastado un tiempo en escribir, te lo agradezco) y tomaré la grasa de pollo como si fuera la de cabra o cerdo. No creo que el desvio sea tan grande.
Mil gracias y un saludo.

Javier
30/07/08, 20:03:16
Hola.

Didiana, has comentado en otro tema que hiciste jabón con grasa de pollo y que da muy poca espuma.

Voy a contar una experiencia que tuve haciendo jabón. Era un jabón con aceite de freír usado, que resultó ser agresivo en la piel. Lo achaqué al exceso de sosa y creo que acerté. Puse una cantidad de agua, poca, a calentar y a continuación eché a la olla de acero los trozos de jabón y los moví hasta que tuve una masa líquida. Le añadí un buen chorretón de aceite, no recuerdo cuanto, y a darle vueltas con el cucharón de madera mientras mantuve la masa calentilla, hasta que adquirió una cierta consistencia. Entonces lo eche a una caja de cartón forrada con papel de cocina y a esperar que se secara. Resultó un buen jabón.

En tu caso tú sabrás si tu jabón era agresivo o no. Como no dices que lo sea pienso que no. El que saque poca espuma podría ser debido a que la grasa no ha saponificado totalmente por falta de sosa. Yo probaría lo que te voy a decir. Pondría una cantidad de agua, poca, con la sosa que te admita e intentaría disolver el jabón que te da poca espuma. A continuación a intentar la saponización.

Bueno, tú verás.

Si lo haces te deseo suerte, y si no lo haces, pues no pasa nada. Solo contaba mi experiencia

Saludos. Javier

lucasfava
31/07/08, 03:27:48
yo hise jabon a partir de grasa o cebo, lo que hise fue poner la grasa en una solucion de sosa y salmuera, se formaba el jabón encima del agua, dando dos fases, faltaba la sal en tu reseta Javier :-)

Javier
03/08/08, 00:25:42
Hola.

Lucasfaba, recuerdo que mi abuela hacía jabón con el mismo sistema que tú utilizando todo tipo de grasa, sosa y salmuera.

Hasta donde sé no es imprescindible la sal para hacer jabón.

Saludos. Javier

x_______x
04/08/08, 21:36:27
Si lo haces te deseo suerte, y si no lo haces, pues no pasa nada. Solo contaba mi experiencia




Gracias Javier por contar tu experiencia.

La verdad es que, una vez que el jabón se ha curado durante más tiempo, hace más espuma.

Lo voy a dejar tal cual está, rallado va bien para utilizar en la lavadora.

Para la piel, utilizo un gel que hice con aceite de girasol.

Saludos :26beso:

BlassDuende
13/01/10, 00:57:42
Hola.

Didiana, no soy abuela, pero si te sirve soy abuelo.

Hace unos años hice un curso de plantas medicinales y aprendí a hacer jabón. Así que copio los apuntes. En ellos viene una tabla de saponización. Siento que no venga el coeficiente de saponización de la grasa de pollo.

JABONES

En general, un jabón es la sal sódica o potásica de un ácido graso. Los ácidos grasos son productos que se encuentran formando parte de las grasas animales, de los aceites vegetales y de las ceras, pero en todos ellos se encuentran unidos a la glicerina, por lo que para que podamos formar un jabón es preciso romper esa unión. A la operación de romper esa unión se llama saponificación del aceite o de la grasa, y como productos saponificantes se emplean el hidróxido de sodio o el de potasio.

Jabones duros y blandos.

Cuando se utilizan grasas animales o algunos aceites vegetales de punto de fusión elevado, como el aceite de coco, al saponificarlos se obtiene jabones duros, que se pueden utilizar en forma de pastillas. A partir de aceites vegetales de bajo punto de fusión, como el girasol, se obtienen jabones blandos, que se pueden utilizar en forma de cremas.

Con la misma grasa o aceite con hidróxido sódico se obtienen jabones más duros que con hidróxido potásico.

Manejo de la sosa y la potasa.

Tanto la sosa como la potasa son productos corrosivos, por lo que conviene manejarlos con guantes. Al disolverlos en agua se desprende mucho calor, por lo que nunca se disuelven en agua caliente, siempre en agua fría. Dependiendo de la cantidad de agua y de sosa, sobre todo, que queramos disolver, puede llegar a hervir el agua y salpicar, por lo que conviene utilizar gafas.

Fabricación de jabón

Aceite vegetal o grasa animal.
Sosa o potasa.
Agua. La cantidad de agua necesaria es entre un 30 y un 40% del peso del aceite o de la grasa.
Perfume al gusto de cada cual.
Otros aditivos. Talco, ácido cítrico, …

El método general consiste en disolver la sosa o la potasa en el agua necesaria y posteriormente se añade en caliente esa solución despacio sobre la grasa y agitando despacio para que se vaya mezclando bien. Se mantiene toda la mezcla a fuego lento o baño maría (60º-70º) durante dos horas agitando despacio. Si estamos haciendo jabón en pastilla se vierte la mezcla sobre un molde, se le da la forma que queramos y se deja enfriar y secar.

A la hora de fabricar un jabón no es indispensable usar una sola clase de aceite o grasa. Se pueden usar mezclas de aceites en las proporciones que queramos y para saponificar también se puede usar una mezcla de sosa y potasa.

Tabla de saponificación

Nos indica la cantidad de sosa que necesitamos para saponificar totalmente una grasa o un aceite, ya que esa cantidad no es la misma para todos los aceites.

Tipo de grasa coeficiente
Grasa de cabra 0,138
Lanolina 0,075
Manteca de cerdo 0,139
Sebo 0,140
Aceite de castor 0,129
aceite de coco 0,184
aceite de maíz 0,136
Aceite de algodón 0,138
Aceite de oliva 0,136
aceite de palma 0,142
Aceite de avellana 0,136
aceite de soja 0,136
aceite de girasol 0,137

Supongamos que queremos saponificar con sosa 400 gramos de aceite de coco. Para saber la cantidad de sosa que necesitamos multiplicamos la cantidad de aceite por el coeficiente del aceite de coco, que es 0,184 y nos resulta:
400 x 0,184 = 73,6 gramos de sosa.

Cuando queremos utilizar potasa el valor que resulta para la sosa se debe multiplicar por 1,4.

En el caso anterior, saponificando con potasa en lugar de sosa, necesitaríamos:

400 x 0,184 x 1,4 = 103,04 gramos de potasa.

Jabón de arcilla y lavanda

Para regular el equilibrio de la piel, especialmente en pieles con acné y granitos.

Ingredientes:
3 kg de aceite de coco.
1 kg de aceite de oliva.
0,688 kg de sosa cáustica (ver tabla)
1,600 gramos de agua.
0,400 kg de caolín
30 cc de aceite esencial de lavanda.


Precauciones:
Han de utilizarse recipientes que no sean de aluminio.

Para manejar la sosa conviene utilizar guantes. En caso de contacto aclarar con agua abundante y aplicar una pomada de saúco o caléndula. Añadir la sosa en un lugar ventilado, por los vapores que desprende.


Elaboración:

En una cazuela poner a licuar el aceite de coco a baño maría, ya que viene sólido. Una vez licuado poner en una cazuela el aceite de coco con el de oliva.

En otra cazuela poner el agua a la que añadiremos la sosa. Esta reacciona produciendo calor y, una vez que esté deshecha y aún caliente, se añade el agua con sosa al aceite y comenzamos a remover con una cuchara de madera. Cuando va tomando consistencia se va añadiendo el caolín y finalmente, cuando ya está cuajado, el aceite esencial de lavanda. Durante el proceso debemos mantener el preparado entre 55º y 70º C de temperatura. Una vez cuajado se pone en un molde, forrado con papel sulfurizado y, se deja secar hasta que endurezca. Después se trocea y se envuelve.




Jabón de miel.

Es muy nutritivo, especialmente para pieles secas.

Se prepara igual que el de arcilla, pero en lugar de caolín añadimos 400 gramos de miel que no esté dura ni demasiado caliente. Podemos añadir diferentes aceites esenciales según las propiedades medicinales y el aroma que busquemos.


Jabón de avena.

Especial para pieles muy sensibles y con problemas de irritaciones, alergias, dermatitis, etc. ….
Se prepara igual que el de arcilla, sustituyendo ésta por 400 gramos de avena, molida recientemente.


Jabón de trozo.

Ingredientes.
3 kg de grasa o aceite usado.
1,2 litros de agua.
0,5 kg de sosa cáustica.



Añadir la sosa al agua, nunca al revés, y una vez deshecha verterla sobre el aceite o la grasa y comenzar a remover. Se puede hacer en frío o en caliente. Cuando se ve el fondo de la cazuela al remover ya se puede verter en el molde.


Los jabones pueden cortarse como las mayonesas. En caso de que esto ocurra hay que continuar removiendo hasta que vuelva a ligar. No pasa nada por dejarlo en la cazuela y seguir al día siguiente. A veces con una batidora se acelera el proceso, pero liga mejor manualmente. El tiempo de secado es variable dependiendo de la humedad y la temperatura.


Jabón líquido.

Ingredientes:

2 litros de aceite de girasol.
0,7 litros de agua.
0,475 kg de potasa al 85%
40 cc de aceite esencial de geranio.


Elaboración: Se disuelve la potasa en agua. Se vierte en el aceite y se mantiene 2 horas a 60-70º C para conseguir la saponificación. Al día siguiente se añaden los 4 kg de glicerina y el aceite esencial (a temperatura ambiente) y se mezcla con batidora.


Espero que sea de utilidad.


Saludos. Javier

------------------------------------------------------------
---------------------------------

Primeramente un saludo a todos, soy nuevo aqui ;-)

Es sobre el jabón líquido, que se puso lo siguiente:

-------
Ingredientes:
2 litros de aceite de girasol.
0,7 litros de agua.
0,475 kg de potasa al 85%
40 cc de aceite esencial de geranio.

Elaboración: Se disuelve la potasa en agua. Se vierte en el aceite y se mantiene 2 horas a 60-70º C para conseguir la saponificación. Al día siguiente se añaden los 4 kg de glicerina y el aceite esencial (a temperatura ambiente) y se mezcla con batidora.
------

No me queda claro a que te refieres con potasa, si te refieres a "hidróxido de potasio" o "glicerina". Porque empiezas diciendo: "se disuelve la potasa en agua", y luego dices; "se añaden los 4kg de glicerina" (cuando glicerina no lo pone en los ingredientes) ¿Te refieres a qué ésta es la potasa (glicerina) del dia anterior, y que ahora es cuando hay que mezclarlo con el aceite? :?

Seguro que es una pregunta tonta... pero a ver.. no me queda claro jaja y tengo mucho interés. Espero una respuesta.
GRACIAS.
Un saludo.

Manuel Dominguez
16/01/10, 16:53:49
Interesante post! lo seguiré de cerca